fbpx

Antes de que la pandemia llegara algunas empresas en Colombia ya vivían sus “íntimas disrupciones”. Sin ir muy lejos la transformación digital, y en consecuencia la transformación cultural que experimentaban, ya era un cambio “interesante”.

En este sentido, las organizaciones que habían implementado plataformas colaborativas como Workplace, Yammer, Slack o Teams, han descubierto un mundo de oportunidades para llevar el negocio a otro nivel. Y es que llegaron para romper los esquemas tradicionales e incorporar una comunicación horizontal. Ahora todos, sin excepción alguna, tienen dentro de la organización, la voz y el recurso tecnológico para hacer comunicación interna. Sin embargo, ¿Qué tan conscientes son? ¿Qué tan preparados están?

De acuerdo con la encuesta de Diagnóstico que realiza desde hace 12 años BW Comunicación Interna en Latinoamérica, en la que por primera vez – en 2019- participaron 45 empresas colombianas de diferentes sectores (*), nuestro país dejó al descubierto interesante información.

Un 60% de las empresas encuestadas, consideran que su área es vista como desarrolladora y gestora de medios internos. A la pregunta, ¿Cuál es la principal contribución de la CI a la empresa? 37% respondió a la alineación del personal con la estrategia del negocio, 18% a acompañar la transformación cultural y digital, 11% a transmitir la misión, valores y cultura, 9% a incentivar el sentido de pertenencia y solo 2,3% a trabajar en la mejora de las capacidades de los líderes como comunicadores.

En los últimos dos años el canal que más evolucionó: la intranet, con un 14%; el mail corporativo, con un 11%; el Newsletter digital, un 9%; carteleras digitales, 7%; y la comunicación en cascada, 4,7%.

Un 51% de las empresas cuenta con una plataforma colaborativa o red social interna. De estas, 41% considera que estimulan la participación y la pluralidad de voces, otro 41% afirma que mejora la efectividad de la comunicación, 9% promueve la transformación cultural y 4%, simplifica la gestión de la comunicación.

¿Cuál será el panorama de ese 48% de empresas que, aún, no han hecho el clic y con las circunstancias actuales, en particular con el teletrabajo, sí o sí han tenido que acudir al “rebusque” de nuevos recursos?

Hay mucho por trabajar, en especial con los líderes. ¡Ellos son la más importante fuente de información, los influenciadores y canal por excelencia!
Ojalá el momento que vivimos sirva de “empujón” para avanzar y entender que la forma de relacionarnos, de comunicarnos, de articular los procesos y la información en las empresas, cambió.

Nosotros, los especialistas en comunicación, debemos ser los primeros en transformar nuestra propia dinámica y estrategia porque a futuro esa horizontalidad que mencioné anteriormente, en un tiempo se puede convertir en nuestro Talón de Aquiles.

El reto, entre muchos, es convertirnos en consultores de nuestros líderes y colaboradores. Escuchar y responder a sus necesidades, fortalecer sus competencias y habilidades en comunicación. Acompañar a las personas en la co-creación de la CI y el fortalecimiento de una nueva cultura de colaboración.

Fuente original: https://www.larepublica.co

Informe completo Diagnóstico CI Colombia 2019: https://www.diagnosticoci.com